Sistema de Administración Financiero

La Ley aprobada se encuentra compuesta por 144 artículos y 17 transitorios, en los que se especifican los mecanismos alternativos de solución de controversias.

La nueva Ley General de Mecanismos Alternativos de Solución de Controversias aprobada la semana pasada por el Congreso de la Unión, plantea la resolución de conflictos por sistemas de justicia alternativa entre particulares sin la participación de una autoridad para los asuntos de carácter civil y familiares.

La entrada en vigor de esta normativa beneficiaría las condiciones de crédito para solicitantes y otorgantes. De acuerdo con la firma de consultoría financiera TMSourcing, esta ley podría brindar condiciones que propiciarían menos riesgos y costos por procesos legales, debido a que acortaría el tiempo de solución para conflictos de años a pocos meses.

La firma indicó que diferentes intermediarios financieros podrían reducir los costos de sus créditos hasta en 1 o 2%, lo que beneficiaría las condiciones para que las pequeñas empresas accedan a créditos, especialmente en las Sociedades Financieras de Objeto Múltiple (Sofomes).

Adolfo González, presidente de TMSourcing, indicó que con la mediación para controversias en créditos, la reducción del tiempo también impactaría en la liquidez de una entidad y en la recuperación de préstamos vencidos.

Cuando puedes volver a utilizar ese dinero de una manera más rápida, como intermediario financiero, los riesgos bajan y estas entidades pueden colocar a un menor costo, esto también impacta en la seguridad para la operación de una financiera”, comentó González.

Agregó que, de acuerdo con sus estimaciones, el costo de ejecutar una acción en contra de un deudor en tribunales asciende a 30% de lo que se reclama, además de que el tiempo que invierten las entidades en un proceso de este tipo, suele ser largo.

“El costo de ir a un juicio es altísimo, no sólo en términos financieros sino también en lo que conlleva el desgaste de esperar a que salga un acuerdo, una sentencia, un amparo o cualquiera que sea la resolución del conflicto”, explicó González.

En ese contexto, González consideró que los directivos jurídicos y áreas de cobranza de los intermediarios financieros deberían ajustar sus estrategias legales para encaminarse hacia la previsión y en tareas que tengan como objetivo evitar llegar a los tribunales.

“El director jurídico quizás va a tener un camino mucho más enfocado en los procesos para adecuar todas estas medidas a los procesos que llevan en la colocación y cobranza de un crédito”, explicó.

Esta normativa deriva de un mandato constitucional del 2017, la ley recientemente aprobada se encuentra compuesta por 144 Artículos y 17 transitorios, en los que se especifican los mecanismos alternativos para la solución de controversias.

De acuerdo con la normativa, se creará un órgano rector en políticas públicas para estos mecanismos. La normativa se aprobó por la Cámara de Diputados, por el Senado y se remitió al Ejecutivo Federal para su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

Certeza a inversionistas

De acuerdo con lo mencionado por González, esta normativa también brindaría mayor certeza a los inversionistas mexicanos y extranjeros que invierten en los intermediarios financieros, agregó que como consecuencia las agencias calificadoras podrían mejorar las perspectivas del riesgo crediticio.

“Con esto nos deben de subir la calificación, actualmente muchas personas tienen que instalarse en la Ciudad de México pues aquí funciona la mediación muy bien y en otros lados hay que usar fideicomisos o herramientas que te dan la posibilidad de tener esta certeza jurídica”, comentó el presidente de TMSourcing.

Por otra parte, la Ley General de Mecanismos Alternativos de Solución de Controversias se suma a otras normativas como la reforma para Ley del Mercado de Valores (LMV) y un proyecto de Ley para las Sofomes propuesto por la Asociación de Sofomes, serán independientes de las modificaciones regulatorias propuestas y que están orientadas hacia el cambio de las figuras de Sofom regulada y no regulada.

González explicó que en conjunto con el decreto ferroviario, y algunos otros decretos con incentivos fiscales, se crea un escenario de oportunidades para los intermediarios financieros, en un contexto como el de la relocalización de empresas.

Hay oportunidades de negocio en el sector del turismo, también en las pequeñas y medianas empresas existe un mercado brutal que está creciendo sobre todo en la zona urbana en la Ciudad de México, vale la pena revisar esta Ley”, concluyó González.

sebastian.estrada@eleconomista.mx

https://www.eleconomista.com.mx/sectorfinanciero/Ley-de-mecanismos-de-solucion-de-controversias-sera-positiva-para-Sofomes-20231221-0099.html

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.